Junta del Esperpento

 

Manuel Ramírez Tocón | Articulista

Nuestro Gran Sanedrín comarcal ha sido, estos días, sede de nuevos enfrentamientos entre los saduceos y fariseos campogibraltareños enfrascados y obsesionados con la destrucción del que debía de ser templo de las libertades en la novena provincia.

Cuando no se juega sobre el tablero del bienestar del pueblo y se mueven fichas de los mismos colores que el partido que representas estás condenado a repetir la historia y la historia está llena de mentecatos egocéntricos con oscuros prejuicios como único equipaje. De esta forma los plebeyos han visto, una y otra vez, como se convertía en escombros los pilares de la democracia y como se tiraba por tierra el trabajo de los sabios.

La plebe de nuestra Comarca también está siendo testigo en estos años del derrumbe del trabajo, del esfuerzo y de la ilusión de una generación que creyó en el Campo de Gibraltar como algo mas que dos circunscripciones electorales. Cuando se crearon las bases de la futura Mancomunidad de municipios del Campo de Gibraltar, estoy seguro, no estaría en las mentes de los ideólogos el tamaño ni el color del sillón de la presidencia ni convertirla en el rin de veladas pujilísticas de pesos pluma.

No entiendo la absurda obsesión de colocar el espejo cóncavo para convertir lo que nació con la vocación de convertirse libremente en algo bello en lo más incoherente e irracional de nuestra política comarcal. Que razón tenía el de Villanueva de Arosa al describir el término esperpento.

Fruto de esta realidad ilógica es el desencanto y el hastío de un pueblo por su Junta de Comarca. Difícil es encontrar vecinos que conozcan el contenido de este órgano o el funcionamiento de la propia Mancomunidad y no creo que sea por faltas de campañas institucionales de promoción de imagen de la misma sino de la nefasta gestión que se realiza dentro de la misma y de jugar con las libertades y decisiones de un pueblo para cambiar el sentido de una decisión mayoritaria.

Quizás habrá que mantener al consejo de sabios en stand-by y tenerlo como órgano consultivo para salvar a nuestra Mancomunidad de Municipios del esperpento actual.

Noticias de la Villa y su empresa editora Publimarkplus, S.L., no se hacen responsables de las opiniones realizadas por sus colaboradores, ni tiene porqué compartirlas necesariamente.

Noticias relacionadas

 
29 noviembre 2020 | Patricio González García
La izquierda radical y los fachas
 
28 noviembre 2020 | Rafael Fenoy Rico
Ayuda a domicilio desahuciada
 
28 noviembre 2020 | Manuel Ramírez Tocón
Cuando mi pueblo olía a mierda
 
28 noviembre 2020 | José Antonio Hernández Guerrero
Violencia de género